Sistemas

Definición de EXE


La expresión EXE es una abreviatura de EXECUTABLE, y se refiere a la extensión de archivos que son, como su nombre indica, ejecutables, esto es, que permiten iniciar una aplicación, un programa o incluso un sistema operativo al usarlos. Hoy en día cuando pinchas en un icono de un programa, lo que haces es decirle a ese programa que se ejecute, osea, llamarlo para que funcione.

Antiguamente en las consolas (depende quien aún se sigue haciendo), los programas se ejecutaban manualmente, tecleando su nombre directamente. Asi, para ejecutar un programa llamado Limpiar, por ejemplo, debías buscar su ejecutable (que podía ser limpiar.exe o algo similar, no tiene por que coincidir), y teclear el nombre, lo cual abriría el programa y lo ejecutaría. Como decimos, actualmente se ha simplificado el asunto. Los iconos permiten representar a ese programa y con un click ya directamente ordenan al ordenador ejecutarlo, siendo todo mucho más cómodo y visualmente más sencillo.

Este formato se creó para poder ejecutar programas en Ms-Dos (a quien no lo recuerde, es el precursor del Windows), pero no fué el primer formato de ejecutables: antes que él existieron otros (ej: .COM), ni tampoco era universal. En principio las instrucciones que contenían los EXE solo podían ser interpretadas por el DOS y el WINDOWS, con lo cual estaba limitado a estas plataformas (nada de MAC o LINUX, aunque existen en el mercado una infinidad de emuladores, que permiten ejecutar programas en otras plataformas).

Generalmente (salvo programas muy pequeños), el ejecutable venía acompañado de más archivos y lo que hacía era decirle al PC como debía usarlos y cuando, a medida que el programa funcionaba (por asi decirlo, el EXE funcionaba como director de orquesta). Para ello tenía memorizada la ruta de todos esos archivos, lo cual implicaba que cualquier cambio en ellos podía hacer que el programa no funcionase.

Con el tiempo el formato EXE se fué actualizando, de modo que incluia nuevas capacidades de acorde al sistema operativo, lo que impedía que se ejecutase en versiones anteriores. En general, Microsoft hizo un intento de permitir que los programas antiguos funcionasen en los nuevos sistemas operativos, vamos, que fuesen compatibles, pero evidentemente al revés no. Asi, un programa diseñado para Windows 98 posiblemente funcionase en Windows XP, pero seguro que no en Windows 3.11. Según el tipo de ejecutable, el ordenador ya sabe si puede o no ejecutarlo.

Una variante de los archivos EXE son los autoejecutables, que aunque tienen foramto EXE son creados por otro tipo de programas para que puedan realizar alguna tarea concreta. Por ejemplo, algunos compresores te permiten crear un autoejecutable para que todos los archivos comprimidos se descompriman automáticamente con solo ejecutar el EXE, del mismo modo que para hacer una presentación... etc... la ventaja de estos autoejecutables es que no necesitan tener el programa original para ejecutarse, por lo que pueden ser llevados y ejecutados a cualquier ordenador



Historias relacionadas

Volver al inicio