Sistemas

Redes de intercambio de archivos por Internet: un nuevo caso polémico


Un nuevo caso reavivó la polémica sonbre la legalidad de las redes de intercambio de archivos por Internet, las llamadas "P2P" (peer-to-peer, "par a par") son plataformas que conectan diferentes computadoras sobre Internet, las cuales ponen a diposición una determinada cantidad de archivos, ya sea textos, música, video, fotos, etc., y a su vez pueden acceder a los archivos puestos a disposición por parte de otras personas alrededor del mundo. Ejemplos exitosos de programas que funcionan en la modalidad P2P serían eMule o Bittorrent.

Ya otras veces ha ocurrido que tal o cual juzgado decidió que no se violaban las normas de copyright porque no existía ánimo de lucro en el intercambio; actualmente volvió a ocurrir algo similar. Un Juez de Roma, Italia, archivó una causa penal que había sido abierta por violación de derechos de autor (copyrights), él la archivó al considerear que el intercambio de archivos de manera gratuita en Internet mediante una red peer to peer no era perseguible por vía penal: como no existe ánimo de lucro, no se vulneran las normas penales.

El fiscal argumentó que el intercambio peer to peer es difícil de criminalizar, y su constatación es casi imposible porque es complicadísimo encontrar pruebas. Sin embargo, el mismo fiscal dijo que podría existir una infracción perseguible por otra vía, la civil.

Lógicamente el resultado del fallo no le gustó para nada a la Federación de la Industria Musical Italiana (FIDI), quien salió a discutir públicamente la desición del Tribunal alegando que se ha tenido en cuenta solamente los sitios que presentan información sobre las redes P2P, pero no se ha tenido en cuenta a los usuarios en particular.

Las penas por introducir material protegido con copyright tradicional a las redes P2P van de 2 mil a 15 mil euros, e incluso hasta cuatro años de prisión.



Por Marcos el mes de enero del 2008

Historias relacionadas

Volver al inicio