Sistemas

Yo me adhiero, ¿y ustedes?


El alcalde de Salt Lake, Rocky Anderson, acaba de iniciar una campaña contra la utilización de celulares cuando se conduce.

Bajo el lema “Cuelgue y maneje”, el estadounidense se dirigió a la ciudadanía para que tome conciencia de los efectos negativos que puede tener hablar por celular mientras se está conduciendo, o enviar mensajes de texto.

En realidad, este es un tema al que todos tendríamos que adherirnos, si bien es el gobierno el que tiene que llevar adelante una campaña preventiva que disminuya esta mala práctica entre los conductores.

Si bien unos meses atrás hice algún comentario personal respecto a los choferes de colectivo que mientras conducen envían mensajes de texto, no puedo no mencionar que también hablan por celular. La última vez que advertí a un conductor hablando por el móvil fue la semana pasada cuando, en plena avenida y a la hora pico, sonó su celular y como si nada, atendió y habló unos minutos mientras seguía conduciendo.

Parece que en estos meses, no hubo cambios a favor. Lo cierto es que algo hay que hacer al respecto. Pensemos que quien usa este aparatito mientras maneja un vehículo, no sólo pone en riesgo su vida sino también la de los demás.

Una posibilidad es que si tienen que hablar, se arrimen a un costado de la calle y detengan el auto pero si no es indispensable, lo mejor es conducir con el celular apagado. Creo que es algo que los conductores tendrían que comenzar a poner en práctica, por el bien de todos.

Más información:

http://www.munhispano.com/?nid=148&sid=1351034

http://www.lacronica.com/EdicionEnLinea/Notas/Noticias/10062007/245333.aspx

Si conducís, no envíes mensajitos por el celular



Por Analia el mes de junio del 2007

Historias relacionadas

Volver al inicio