Sistemas

Industria musical: ¿Cómo sobrevivir en la era de las redes?


Tal es, descarnadamente, la pregunta que se hacen los grandes industriales del campo musical, y cada vez se lo preguntarán con más impaciencia e incertidumbre: la música es un medio muy simple de copiar, es difícil encarcelarla en los marcos del mundo digital e Internet, aún así, las restricciones DRM son relativamente exitosas, sino veamos qué tal le va a Apple con iTunes.

Sobre, todo, lo que habría que contrarrestar es esa idea tendenciosa que dice que los artistas cobrarán cada vez menos, que no podrán hacer música... ¿alguien vio que la música haya dejado de aparecer, que los recitales hayan dejado de existir o crecer por culpa de la cultura P2P en Internet y los mp3? No: se escucha y consume más música que nunca en toda la historia. Los artistas se llevan buenas sumas en los recitales.

De la reunión salió una frase obvia pero significativa:  La edición 1. 0 del campo industrial musical murió.

Sony BMG, EMI y otros grandes se encontraron en el Foro de Música Digital de New York con unas 20 organizaciones que se dedican a la distribución de música digital, las cuales se han tornado cada vez más importantes durante la última década.

Seguro les sonará Napster, a menos que tengan sólo 15 años de edad, también estaban Music Choice, The Orchard o la prestigiosa iTunes, empresas que para EEUU ya son realmente populares.

Mientras la venta de música a través de la red crece sin parar, la venta de discos cae alocadamente, es así que las discográfica sólo piensan en asociarse de algún modo a estos nuevos canales de venta.

Se habló de cambio de mentalidad, de encontrar las fórmulas más duraderas, adecuadas y beneficiosas posibles entre estas nuevas compañías y las tradicionales discográficas, se reconoció que las casas de discos ya no mandan en este negocio, no ponen las reglas, en todo caso Internet es la regla; se habló de experimentar, se ser flexible, de animarse, y hasta se dijo que no se puede estar protegiendo tanto la música porque sino nadie puede disfrutarla. Incluso se dijo que no es bueno asustar a los consumidores con demandas... claro, ¡¡¡si son millones compartiendo su música!!!

Para Youtube el modelo es claro: reparten con las discográficas la ganancia por publicidad, a cambio de que estas les permitan subir sus videos.



Por Marcos el mes de febrero del 2008

Historias relacionadas

Volver al inicio