Sistemas

iPhone en España, el Caribe y América del Sur


Telefónica y Apple comenzarán a comercializar el iPhone en Latinoamérica en doce países: Perú, Uruguay, Venezuela Argentina, Chile, Colombia, Brasil, Ecuador, El Salvador, Nicaragua, Panamá y Guatemala.

El "teléfono" (se trata una minicomputadora de bolsillo con capacidades realmente destacables) de Apple ya se está comercializando en Irlanda, Gran Bretaña y entrará pronto al mercado de la República Checa y España, totalizando 16 países en todo el mundo.

César Alierta, Presidente de Telefónica, destacó el hecho de que el producto iPhone renovó la forma en que las personas acceden al contenido en movilidad y se comunican entre ellas, ya es muy conocido en Inglaterra, Irlanda, y se piensa que las empresas serán capaces de brindar un servicio similar a los clientes de América del Sur, España, el Caribe y República Checa.

El mercado potencial en el cual Telefónica distribuye el iPhone representa la friolera suma de 500 millones de "consumidores", poniendo a la empresa española entre las principales del mundo en materia de ventas del smartphone de Apple.

Personalmente tuve la "suerte" de probar uno recientemente aquí en Argentina, antes de que llegue de modo masivo, era un modelo sin el sistema de Apple, con FreeBSD, es decir, con software libre, vi un video de Les Luthiers y la verdad era muy agradable; me resultó interesante el hecho de que el display cambiara de posición acompañando el movimiento, es decir, si uno lo presenta de modo apaisado o vertical, los elementos en la pantalla girarán para que nos resulte cómodo el manejo.

Desde ya que la pantalla táctil es un beneficio... según recuerdo, el dispositivo contaba sólo con dos botones, uno de encendido y apagado, y el otro cumplía funciones de selección... en fin, la simplicidad de Apple llevada al extremo, sin olvidar su elegancia. Más allá de estos detalles cosméticos, lo que realmente me interesa del iPhone es que podemos instalar un sistema operativo libre y hacer virtualmente cualquier cosa con él.



Por Marcos el mes de junio del 2008

Historias relacionadas

Volver al inicio