Sistemas

Reporteros sin Fronteras no es de fiar


Un interesantísimo artículo publicado en Kaosenlared.net titula " Por qué la UNESCO no puede asociarse con Reporteros sin Fronteras ". Su redactor, Salim Lamrani, explica que la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura retiró su patrocionio al día de la libertad en la red de redes organizado por RSF para el pasado 12 de marzo porque el director general adjunto del grupo encargado de la libertad de expresión para la UNESCO, Marcio Barbosa, no evaluó como positivo el apoyar las campañas politizadas de Reporteros Sin Fronteras.

Tal como hemos informado un sinfín de veces, RSF elaboró una lista de 15 países que serían enemigos de Internet, en la cual no podrían faltar Cuba, China, Irán, Vietnam... todas naciones del llamado "Tercer Mundo".

¿Cómo se explica que no exista ningún país occidental tradicional en tal lista? Es simple: el secretario general de esta organización francesa, Robert Ménard, declaró que el interés de RSF reside sólo en los países "subdesarrollados": según él no se ocuparán de las "derivas francesas" (atentados contra la libertad de prensa) porque correrían el riesgo de disgustar a algunos periodistas, se podrían poner como enemigos de los grandes patrones de la industria editorial y del poder económico. Como necesitan de la complicidad de los periodistas para lograr entrar en las informaciones mediáticas y ganar el apoyo de los patrones y del poder, no denunciarán casos de violación a la libertad de expresión en los lugares en los cuales residen o en las naciones imperialistas como EEUU, Inglaterra, España, Italia o Francia.

Con tal justificación, uno no puede menos que dudar sobre los resultados que puede producir una ética tan retorcida, una estrategia tan enroscada. El punto es ¿puede el cinismo, el ocultamiento de la verdad, la cobardía producir conciencia, verdad, justicia o coraje? A primera vista parece que no.



Por Marcos el mes de marzo del 2008

Historias relacionadas

Volver al inicio