Sistemas

SOLAR: 5 años de experiencias por la libertad


Los amigos y amigas de la Asociación Civil sin fines de lucro SOLAR (Software Libre Argentina) estamos festejando el quinto aniversario de la institución.

Llegué a SOLAR formalmente en el 2006 cuando me hice socio durante el CRISOL platense, pero participé de charlas y reuniones desde el año 2004, cuando buscaba algún grupo de usuarios de software libre en el país que tuviera algún objetivo más allá de lo meramente técnico.

Los grupos de usuarios GNU/Linux suelen ser muy tecnicistas (con las excepciones del caso), por lo cual para alguien que piense que el derecho a hacer lo que queramos con nuestros elementos tecnológicos es algo que debería ser presentado masivamente a la sociedad, un grupo de usuarios GNU/Linux es un sitio muy acotado.

Acercándome a la lista de mail de SOLAR-general (la cual no es la lista de mail de Socios, sino un lugar distendido, a modo de "charla de café") pude encontrarme con gente como Martín Olivera, Diego Saravia o Daniel Olivera y tantos otros/as allá por el año 2004, sintiendo que era un lugar apropiado para discutir cualquier cosa y aprender de lo que otra gente pensaba.

Mientras en otras listas de mail internacionales como Linux Audio Users yo iba aprendiendo parte de lo relativo al audio y el software libre desde un punto de vista técnico, en la lista de SOLAR aprendía sobre las diferentes visiones políticas, filosóficas, ideológicas, conociendo los pensamientos, proyectos y propuestas de muchas personas a lo largo del país.

Luego de allí surgió la colaboración en la creación de un CD con contenido didáctico para escuelas y posteriormente el apoyo del proyecto Musix por parte de SOLAR (registro del dominio .org.ar) y de Ututo (hosting, contacto con GNU), con lo cual mi experiencia no podría haber sido más positiva, más allá de cualquier desacuerdo expresado en la lista de mail pública o privada.

Más tarde llegarían las charlas sobre Musix GNU/Linux en escuelas, universidades, centros culturales, etc., muchas veces en conjunto con gente de SOLAR y/o Ututo, en varias ciudades del país, otras tantas en otros países brindadas por compañeros de Musix, y en 2008 el proyecto de Talleres Libres en el Centro Cultural Estación Provincial, junto con el programa de radio Oveja Electrónica, el cual puede ser descargado de Internet... todo esto en medio de un gran debate y exposición de experiencias por la adopción de software libre en el Estado.

Alguna gente piensa que el movimiento del software libre ha muerto dado que ha triunfado en varios aspectos y ya no tiene más por lo cual pelear: Wikipedia es la enciclopedia más consultada del mundo, Google usa GNU/Linux (aunque no libera el código fuente), Firefox ya tiene el 25% del total de usuarios de navegadores de Internet y sigue creciendo, Microsoft ha perdido su liderazgo, muchas notebooks (como las ASUS EeePC) ya vienen con GNU/Linux instalado, eMule, Ares, bittorrent son utilizados ampliamente para compartir cultura, países enteros se deciden a adoptar el SL como política de Estado... pero a la vez la tendencia actual parecería indicar que el Software Como Servicio (SaaS) tornará trivial la importancia de los sistemas operativos instalados en medios de almacenamiento local.

Yo pienso que el movimiento del software libre aún está en pañales, que queda mucho por hacer, construir redes libres alternativas a Internet, llevar el CopyLeft a la gran industria, lograr que los activistas políticos incorporen la propuesta y la exigencia del uso y desarrollo de software libre allí en sus lugares de trabajo y/o estudio (estados, empresas, ONGs, etc.), entre otras cosas: luchar por una sociedad más libre en la que (nos guste o no) la tecnología informática media gran parte de nuestras relaciones, por una sociedad más justa e igualitaria.

SOLAR ha inspirado la existencia de otras agrupaciones como por ejemplo ASLE o SOLVE, brindo porque la experiencia se multiplique en todos los países en los que la libertad sea un bien en sí mismo, y por tal razón deba ser defendida, trabajada, ampliada.



Por Marcos el mes de diciembre del 2008

Historias relacionadas

Volver al inicio