Sistemas

El último kernel Linux incluye soporte para WiMAX


Tux, mascota de Linux

Tux, mascota de Linux

Es una noticia que ha pasado totalmente desapercibida para los medios de comunicación, incluso para los especializados, y que pese a no ser espectacular, tiene su importancia de cara al futuro. Resulta que la última versión liberada del kernel de Linux, y que lleva por numeral el 2.6.29, ha incluido soporte para WiMAX.

Este estándar de conectividad sin hilos se presenta como una apuesta de futuro para cubrir grandes territorios, a menudo poco poblados, y en los que por los accidentes del terreno o la falta de población, no sale a cuenta llevar la banda ancha tradicional... en algunos casos, casi seguro que no sale a cuenta ni siquiera llevar el teléfono.

WiMAX fue, por ejemplo, el estándar elegido para cubrir vastas zonas de la Laponia finlandesa, de forma que los pocos residentes por kilómetro cuadrado que viven en aquella árida región tienen a su alcance conectarse a Internet. En otros países se están viviendo también despliegues, pero a diferente ritmo.

El apoyo técnico necesario para llevar a cabo la implantación del soporte para WiMAX en el núcleo del sistema operativo del pingüino ha sido proporcionado por Intel, el gran fabricante de microchips que también está muy involucrado en el apoyo y expansión de WiMAX, formando parte de varios grupos de trabajo y de interés relacionados con esta tecnología. Como parte de sus donaciones, Intel también ha puesto sobre la mesa los drivers para alguno de sus dispositivos de conexión para este estándar.

Dicen que WiMAX es el principio del futuro no solo para la conectividad a Internet, sino también para la telefonía móvil, ya que se prevé que en un futuro a largo plazo los terminales sean de VoIP, por lo que cursarán las llamadas a través de la Red de redes.



Por Guillem el mes de marzo del 2009

Historias relacionadas

Volver al inicio