Sistemas

Sony, Warner, BMG, EMI y Universal se suman a la moda de música online


El sitio web Imeem, que para que nos demos una idea vendría a ser como el YouTube de los MP3, ha logrado seducir a toda la gran industria discográfica: Sony, Warner, BMG, EMI y Universal.

En un principio, la gran industria mostró solamente su cara dura y retrógrada con respecto a la idea de compartir música online, incluso logró cerrar Napster hace unos años. Como no encontraba la forma de obtener beneficios mediante la puesta a disposición de música en Internet, sólo se dedicó a demandar a quienes comparten música mediante programas P2P y a cerrar todas las redes posibles.

Hace poco la empresa de Steve Jobs, Apple, dio quizá el primer gran paso en pos de cambiar esta historia en miras de un negocio más acorde con el Siglo XXI: así, iTunes, su tienda de venta de música online, la cual es descargada en los exitosos reproductores iPod, se convirtió en un éxito arrollador. Luego vendrían las idas y vueltas para establecer el modo en que estos archivos de audio son compartidos: si deberían o no poseer DRM (restricción de derechos digitales), cosa que hoy en día continúa debatiéndose.

Los sellos discográficos fueron perdiendo sentido, desde el primer día en que una gran cantidad de usuarios de la red de redes compartieron cientos de miles de canciones, el rol “distribuidor” (hacer conocido a un artista) que cumple un sello discográfico comenzó a desvanecerse, y al mismo tiempo las sociedades de gestión de derechos de autor comenzaron a intentar reprimir los intercambios ilegales.

Hoy en día la historia es diferente: bandas como Radiohead ofrecen su disco por fuera del sello discográfico, también las siguen en la movida Oasis, Nine Inch Nails, Jamiroquai y hasta Madonna comenzó a desprenderse de los intermediarios.

En el caso que nos toca, Imeem, el modelo de negocios es simple: cuando accedemos a escuchar una canción, se muestra en el sitio publicidad contextual, y parte de los ingresos van a las discográficas.



Por Marcos el mes de diciembre del 2007

Historias relacionadas

Volver al inicio