Sistemas

¿Puedo ganar dinero en Internet?


Es una de las primeras preguntas -si no la primera- que se hacen aquellos internautas que han dejado atrás el estado de principiantes y se han decidido a desarrollar alguna actividad en la Red, ya sea escribiendo un blog, dirigiendo un grupo en una red social o un sitio web dedicado a alguna temática.

Naturalmente, cuando hablamos de ganar dinero en Internet, enseguida nos viene a la cabeza la publicidad, las esponsorizaciones y programas como Google AdSense. Se puede vivir de estos ingresos? La respuesta es no, pero...

¿Porqué no? Bien, hablo un poco por la experiencia propia y por aquello que he ido hablante con compañeros que mantienen sitios web. El tema es el siguiente: los programas tipos AdSense de Google (tal vez el más popular en este campo), pagan un tanto por cada clic que los visitantes de nuestras páginas hacen en los anuncios que ponemos, cantidad que oscila entre los 10 centavos y medio dólar. Evidentemente, es una cantidad muy escasa, pero aquí de lo que se trata es de ir sumando clics poco a poco.

La teoría es buena, pero la práctica nos indica que como mucho podemos llegar a un 1% de los internautas que nos visitan haciendo clic en los anuncios que se ven en nuestras páginas. Eso nos da que, si tenemos 1.000 visitantes diarios (cosa que no está nada mal), de media tendremos unos 10 clics en nuestra publicidad, lo que situará los ingresos en unos 4 dólares al día, unos 120 al mes.

Eso, ya lo digo, siendo optimista, porque lo más habitual con esta cifra de visitantes es ganar entre 1 y 2 dólares, ya que muchos internautas son reacios a clicar sobre la publicidad que se muestra en las páginas web. Esto representa entre 30 y 60 dólares al mes, una cifra que si bien nos permite pagarnos un alojamiento medianamente decente para nuestro blog, obviamente no nos permite jubilarnos aún siendo jóvenes. Si, además, tenemos en cuenta que para tener unos 1.000 visitantes diarios, hay que trabajar mucho, ya que lo más normal es tener entre un 10 y un 20% de esta cifra, la cosa parece que no pinta muy bien.

Tal vez con un simple blog gestionado por vosotros mismos no tendréis muchas oportunidades de sacaros un sueldo (como máximo un sobresueldo), pero ¿y si este blog y su publicidad lo complementamos con cosas como por ejemplo marketing? (gorras, camisetas,...) ¿Y si utilizamos el blog como un puente para vender un servicio o producto? Por ejemplo, podemos tener un blog sobre moda vinculado a una tienda de ropa virtual, o un blog sobre finanzas vinculado a una correduría de agentes de bolsa que ofrecen sus servicios publicitándose en el blog. En definitiva, es buscarse un mecenazgo o espónsor.

También podemos optar a trabajar por cuenta de otros, escribiendo no en nuestro blog sino en el blog de una empresa o grupo editorial. En Internet, y gracias a la explosión de los blogs, nos encontramos con lo que se conocen como "redes de blogs", y que consisten en la unión de diversos blogs monotemáticos (pese a que no exista relación entre los temas que trata cada uno de los miembros).

Con esta opción las ganancias son mayores, ya que no dejará de ser un trabajo, con el consecuente salario. Ya hay bloggers que se ganan la vida con este trabajo, desarrollando un trabajo de tipo periodístico. Y, hablando de periodistas, a muchos actos y convenciones ya consideran a los bloggers como tales, recibiendo las mismas acreditaciones, trato y acceso a las instalaciones de prensa, lo cual es de gran utilidad cuando se cubre algún acontecimiento.

¿Y fuera de los blogs? ¿Hay posibilidad de ganar dinero si no es con la creación de contenidos de texto para la Web? Pues si, gracias a que los servicios de podcasts y vídeo en línea están a la orden del día, también podemos crear contenidos y obtener beneficio de forma directa (publicidad, patrocinios) o indirecta, ganando fama y a partir de esta contratos. Éste ha sido el método utilizado por algún cantante o grupo musical, que de lo contrario lo habrían tenido bastante mal para poder entrar en el catálogo de una discográfica.

También tenemos las redes sociales, comunidades de personas unidas a algún portal de Internet (Facebook, Hi5, Xing, LinkedIn,...) y que se interrelacionan por aficiones y gustos que comparten. Estas comunidades virtuales son ideales para la realización de campañas publicitarias y estudios. Ser el líder de una de estas comunidades nos posiciona como "influenciador", un término utilizado sobre todo para el ámbito tecnológico.

Así, un influenciador podría ser aquella persona que tiene un blog tecnológico o un grupo en Facebook, y que se dedica a comentar a sus contactos en Internet y lectores su opinión sobre los nuevos aparatos que salen al mercado, ya sean teléfonos móviles, ordenadores o periféricos y, a partir de aquí, consigue influenciar las compras de estas personas.

Obviamente, los fabricantes y distribuidores se fijan en estos individuos, y si bien a algunos se limitan a regalarles objetos para acercarlos a sus posiciones y que hagan buenas críticas, otros los patrocinan o incluso los ponen a sueldo.

El secreto para poder ganar dinero con Internet es fácil: sea lo que sea, hay que hacerlo bien. Lo difícil es llegar al nivel de superar a los otros que se dedican a ello, y que pueden tener las mismas esperanzas que nosotros de ganarse la vida con Internet.



Por Guillem el mes de octubre del 2008

Historias relacionadas

Volver al inicio